La Posada Posted noviembre 27, 2014

Off

Hace 19 años Inés y Rodolfo Raffo compraron y reciclaron, con el mejor nivel, una clásica casa serrana de estilo centro europeo para convertirla en su vivienda y ofrecer en ella alojamiento a pocos huéspedes con el propósito de ofrecer un singular espacio para disfrutar.

Así nació esta auténtica posada. Desde el comienzo se propusieron brindar un servicio de personalizada calidad. Con el tiempo, esa firme decisión y la inestimable colaboración del calificado personal , les permitió ser reconocidos por sus huéspedes.

Finalizando el año 2014, “los Raffo” comprendieron que les había llegado el turno de descansar más y por eso Silvia Lencina, una querida amiga de ellos, junto a Fabián , ha tomado las riendas del manejo diario de la Posada.

Silvia mantiene la magia anfitriona y cálida de la casa. Como especialista en Calidad Turística, asesora e implementa  programas de calidad en el sector público, y privado,  recibiendo distinciones del Ministerio de Turismo de la Nación.

Y en  referencia a la Calidad:

En 2013 “Posada del Valle” obtuvo la Distinción de Calidad SIGO que otorga el Ministerio de Turismo de la Nación.

En agosto 2014, merced a la opinión y calificación de los clientes, uno de los sitios web de turismo más reconocidos del mundo, TRIP ADVISOR,  le otorgó el “Certificado de Excelencia” como Hotel Ganador para ese año. A fines de 2014 fue BOOKING quien premió a la Posada por el sostenido puntaje, encima de los 9 (sobre 10) con que sus huéspedes la han calificado.

En en 2015 , recibió una placa por el ” Compromiso a la Calidad Sanluiseña” otorgado por el Ministerio de Turismo y las Culturas de San Luis.

Posada del Valle, está ubicada en el Barrio Pellegrini, el más tranquilo, bello  y tradicional de Villa de Merlo.

A sólo 70 metros, se encuentra la Avenida del Sol, que nos lleva hacia las Sierras de los Comechingones. Hoy, se convirtió en un importante centro comercial a cielo abierto, con muchas y variadas propuestas de gastronomía, artesanías y recreación; incluyendo (a 200 metros de la Posada) la presencia del Casino Internacional Flamingo.

El centro histórico, está a sólo 8 cuadras de la Posada. En sus angostas callecitas y rodeando la Plaza Sobremonte y la Capilla de Nuestra Señora del Rosario (Monumento Histórico Nacional)  se encuentran numerosos comercios, cafecitos, bares, restaurantes y hasta una reciclada pulpería. En ellos puede saborear distintas ofertas gastronómicas: desde un buen café, picaditas con cerveza o platos criollos y gourmet.